13 de abril de 2011

Seca

SECA.

Así me he sentido durante esta ausencia. Seca, vacía, sin ganas.

No hay un por qué, al menos, no sé explicar uno, simplemente, no sabía qué decir, ni cómo expresarme.

Cierto es que no dispongo de mucho tiempo libre y, en parte, doy gracias por ello; pero varias han sido las ocasiones en que he intentado escribir, narrar, contar y a la hora de plasmarlo me he preguntado : "Por dónde empiezo?". Pero, hoy, me he dicho que ya es suficiente. He leído los blogs que habitualmente sigo y que también tenía un poquito abandonados y me he llevado una gran alegría al descubrir el tan esperado regreso de una mujer a quien aprecio enormemente y a quien le he cogido un cariño inmenso. Bienvenida Sue, te he echado de menos.

    En fin, que he vuelto a un lugar del que no he debido irme. Un lugar que para mí significa mucho como,  por ejemplo, descubrir un mundo que ignoraba, en el que he encontrado grandes amigas, de las que están a las duras y a las maduras. Un lugar en el que abrir mi interior y echarlo todo fuera y compartirlo con todo el mundo, porque, en muchas ocasiones, sólo nos sentimos realmente libres cuando escupimos todo aquello que nos preocupa, nos hace daño, nos conmueve, nos emociona. Y, aunque suene contradictorio, he echado de menos este lugar, me hacía falta.

12 comentarios:

  1. Bienhallada. Un besote nena, arriba esa barbilla, respira y a caminar, en ese camino nos iremos encontrando, unas veces con una sonrisa, otras con la cara vestida de llanto, pero al cruzarnos siempre aprenderemos algo los unos de los otros, siempre encontraremos consuelo o simplemente el reflejo de nuestra felicidad.

    ResponderEliminar
  2. Así estoy yo a veces, que me quiero poner y no me sale nada, luego sin previo aviso van saliendo temas. Un truco, sentarse y dejarse llevar por lo que el corazón en ese momento te dicte. Un besazo y gracias por cruzarte en mi camino a ti y a todas, de las que aprendo cada dia algo nuevo y compartimos cosas, unas veces alegres otras tristes pero en eso consiste la vida.

    AFRICA04

    ResponderEliminar
  3. Hace un rato he leido tu comentario,y no sabia que decirte,en dos palabras ,por que nos sentimos así algunas veces????......no te preocupes,aquí estamos,para animarte,y sabes que estoy a tu lado.
    Un beso.

    menchu_

    ResponderEliminar
  4. buf...que tremenda es la primavera,no solo altera la sangre,sino el animo...y esta en especial esta siendo tremenda.
    Animo,y miles de besos

    ResponderEliminar
  5. Todos necesitamos de nuestros momentos de silencio, de nuestros propios espacios, de nuestra mente en blanco… Yo no considero que te quedaras seca durante tu ausencia, ¡al contrario!, has tenido tiempo para ti misma que es lo que debe importarte.

    Muchas veces pecamos de hablar por hablar, o mejor dicho, de escribir en nuestros blogs sencillamente por escribir; sin darnos cuenta de que, de esta forma, actuamos peor que diciendo nada.

    Nunca te has ido, tan sólo has abierto y cerrado un merecido paréntesis.

    Creo que a través de este bendito medio, si tu alma es sincera, se crean unos lazos invisibles de esos que cuestan mucho, mucho, mucho de deshacer.

    Un inmenso abrazo… y procura ¡no echar demasiado de menos aquello que te llene!.

    Velvetina

    ResponderEliminar
  6. Estamos viviendo una de las semana de más recogimiento del año, celebrando los últimos días de Jesús, centrados en su pasión muerte y resurrección.

    Siendo un motivo de gozo pasar a saludar felicitando la Semana Santa, sea celebrada o no, puesto que el sentimiento aflorá similarmente, con amor y paz hacía los demás.

    Estos días pasados que me encontraba viajando, he sentido un extraño vacío en el interior al percibir la ausencia de quienes en días alternos departimos amigablemente las cosas que van surgiendo al azar.

    Y en estos momentos que ya he regresado, me vuelvo a encontrar con la plena satisfacción de estar rodeada por las atenciones de los amigos, que como hermanos vamos compartiendo.

    Con sereno pensamiento te dejo...

    Un beso en cada una de las mejillas, envuelto por el color aterciopelado de tu sonrisa.

    María del Carmen

    ResponderEliminar
  7. Te deseo feliz Semana Santa.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  8. Hola cielo, por lo que veo a mas de una nos pasa lo mismo. Me refiero a que nos excusamos por no tener nuestro blog al dia o por no escribir en los de los demás, y como me dijo un dia Velve, esto no tiene que ser asi, porque si no tenemos ganas, no nos sale de que hablar o simplemente no queremos hacerlo, tiene que ser asi, de igual manera que cuando algo nos preocupa venimos corriendo a escribirlo buscando el apoyo y consuelo de los demás, y asi debe ser, asi que escribe cuando quieras, entra en los blogs cuando puedas, pero lo unico que te pido es que no desaparezcas.

    Un beso de chocolate.

    Geli.

    ResponderEliminar
  9. Hola

    Te acabo de conocer y me ha llegado muy hondo lo que has comentado. Me ha gustado mucho tu reflexión y me alegro de hayas recuperado y vuelto a tu sitio. Hay veces que es necesario tomar distancia de las situaciones para darnos cuenta de cuál es nuestro sitio.

    Enhorabuena.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  10. Paseando con la brisa
    rozando la verdad, sin prisa

    Con mis sueños a cuestas pero no indecisa
    he tejido una previa nota como misiva

    Invitándote a mi evento sin cortapisa
    como el fluir del agua que hoy avisa

    Usando pocas palabras: y siendo concisa,
    tres años a tu lado abrazando una sonrisa...

    ...esperando tu llegada llena de dicha
    para brindar y besarte de esta guisa...

    ~~~~~~~~~~~~

    Unida a cada uno de vosotros festejo esta semana el 3º cumple-blog, de La gata coqueta
    que tantas alegrías, satisfacciones e increíbles amistades me ha llegado a descubrir.

    Lo que si es obvio, que sin tu apoyo nunca podría haber conseguido abrazar estos tres años de sueños hechos realidad e impresionantes sorpresas, cuando las cosas no eran un vergel de alegría para mi, y gracias a la amabilidad y cordialidad recibida hoy sigo sonriendo a la vida estando en deuda de continuo con todos...

    Hoy también se suman a la fiesta las demás bitácoras; Los amores de la gata coqueta, Mis caricias del alma y Cucadas virtuales y en ellas te he dejado dos regalos al final de los post, relacionados con el evento, los puedes copiar de cualquier blog porque se repiten, espero sean de tú al menos agrado; ya me comentarás algo.

    El beso de despedida hoy allí te espera...en La gata coqueta..

    María del Carmen

    ResponderEliminar
  11. Mi querida niña, creo que hay momentos en los cuales tod@s pasamos por una epoca de "secano", no sabria explicar muy bien porque, pero si es cierto que me ha sucedido, pero al mismo tiempo, entro casi todos los dias a dar mi paseo, a visitar a mis vecinas y algunas ya amigas, pues lo que tu dices, lo hecho de menos y aunque yo en ese momento este sin palabras, me gusta leeros y incluso en algunos momentos, me ayudais a que broten. Te entiendo perfectamente, pero yo creo que este rinconcito es necesario, nos sirve para poder dejar nuestras alegrias y penas, buenas y malas noticias, consejos..... en definitiva estar en contacto con personas que sabemos nos entendemos, comprendemos y ayudamos. Un besazo enorma guapisima. MUACKSSSSSSSS y gracias por tus bonitas palabras. Mayka

    ResponderEliminar
  12. Que agradable me resulta llegar a un espacio donde cada día se dejan pensamientos e ideas que van surgiendo para compartir con los amig@s.

    Estando a la vez acompañados por el sentido de una razón entusiasmada que forman una amalgama singular y a la vez de perfección, naciendo con el paso del tiempo la necesidad obligada de pasar a saludarte y dejándote mis huellas como muestra de mi estimado afecto.

    Un ramillete de petunias deposito entre tus manos, son del color de los sentimiento, y al mirarlas fijamente percibirás la luz del interior del alma...

    Hasta otro bello momento donde la armonía se pasea por la avenida de la poesía....

    María del Carmen

    ResponderEliminar

Deja que hable tu corazón